miércoles, 19 junio 2024 - 16:53

San Juan. El Cerro Tres Marías, la tragedia de Julia y el ajuste de los gobiernos

El lunes 27 de mayo, después de tres días de búsqueda, se encuentra el cuerpo sin vida de Julia Horm, una turista alemana de 19 años, que se encontraba de intercambio en San Juan. En un día atípico para la provincia de mucho frío y lloviznas, decidió hacer trekking en el cerro Tres Marías del departamento de Ullum. La noticia entristeció a toda una provincia, que estuvo cuatro días en vilo, manteniendo la esperanza de encontrarla con vida, a pesar de la adversidad climática. Con el paso de los días se fue conociendo más del recorrido que hizo Julia en la montaña y comenzó a crecer el debate sobre si esta tragedia se podría haber evitado.

El cerro Tres Marías, ubicado a 30 km. de la ciudad de San Juan y es uno de los puntos turísticos más visitados, tanto por sanjuaninos como por todo visitante que recibe la provincia. Su fácil acceso mediante automóvil, bicicleta o colectivo, a su base ubicada cerca del dique de Ullum, hace que muchos lo tengan en cuenta para hacer trekking o tomar mates en la montaña. El camino que recorrió Julia en la montaña es un sendero señalizado que conecta la base del cerro, en el departamento de Ullum, con la quebrada de Zonda, al sur del cerro Tres Marías. Es un total de 14km. de recorrido de montaña, a una altura de 1050 M.S.N.M., en un terreno arcilloso y arenoso.

Julia Horm no es la primera víctima de este cerro. Mariano Filardo, un programador de Buenos Aires, murió en septiembre de 2022. En 2018, Valeria Gramajo perdió el equilibrio y cayó unos 30 metros, falleciendo instantáneamente, entre otros casos. Como consecuencia de las muertes anteriores a Julia, se creó en la provincia el programa Grupo de Prevención de Montaña (GPM). La tarea de este programa consistía en capacitar a guías que, ubicados en la base del cerro Tres Marías, en el Dique Punta Negra y en la quebrada de Zonda, puedan aconsejar, informar y tomar registro de todo grupo de personas que subían a los cerros.

El GPM estuvo en funcionamiento hasta el año pasado, cuando el gobernador del PJ, Sergio Uñac, decidió no pagar más los sueldos de los guías de montaña. Por este motivo, hoy pueden verse en estos tres lugares trailers vacíos sin personal guía. En un contexto de recorte de fondos nacionales que impulsa el gobierno de Milei y que el nuevo gobernador, Marcelo Orrego, también aplica en la provincia, no se ha vuelto a habilitar el programa. Muchos rescatistas que estuvieron en las tareas de búsqueda y rescate del cuerpo de Julia, afirman que, “si hubiesen estado activos los trailers del GPM, seguramente le habrían recomendado no subir sola un día de lluvia y con poca visibilidad”. Por ello, en estos días le están solicitando al gobierno provincial la vuelta del programa GPM.

Lamentablemente, la tragedia de Julia Horm se podría haber evitado. Pero los recortes presupuestarios que impulsan todos los gobiernos perjudican a toda la población. Somos una provincia rodeada de montañas y es totalmente válido que todos queramos disfrutarlas. Tanto para hacer deportes, de paseo o tan solo para contemplar la naturaleza. Pero tenemos gobiernos nacionales y provinciales que solo ven a las montañas como una fuente de negocios millonarios, a costa de destruirlas con la megaminería.

Por ello, desde el MST en el Frente de Izquierda y la Red Ecosocialista, apoyamos el pedido que varios sectores comenzaron a realizar. Tiene que volver el programa GPM. Y con recursos del Estado se tienen que garantizar los sueldos de los guías y el equipamiento necesario para que no volvamos a tener otra tragedia evitable como fue la de Julia Horm. Porque plata hay y con fuertes impuestos a los ricos se puede recaudar para mantener los programas como el GPM. Basta de ver a nuestros recursos naturales como una fuente de negocios.

Noticias Relacionadas