viernes, 21 junio 2024 - 03:31

Fútbol Argentino. El escándalo en Patronato – Barracas, el uso del VAR y la polémica que envuelve a Chiqui Tapia

En una nueva imagen histórica y bochornosa para el fútbol argentino: los jugadores de Patronato terminaron peleando con la policía de la ciudad en la cancha de All Boys luego de la derrota 2 a 1 ante Barracas Central. Mientras los jugadores visitantes buscaban explicaciones por parte del arbitro Baliño, quien se equivoco de manera grosera en dos fallos claves del partido que terminaron perjudicando al equipo de Paraná, la policía termino pegandoles en el intento de defender a la terna arbitral.

Asi pasaron la noche demorados por la Policía, permanecieron un par de horas en el vestidor y tuvieron que cenar allí. Recién pasada la medianoche abandonaron el estadio. Pero Axel Fernández, Matías Pardo, Juan Barinaga, Justo Giani y un colaborador del entrenador Facundo Sava pasaron la noche entre la Comisaría Vecinal 10 A de la Policía de la Ciudad y el móvil policial que finalmente los trasladó alrededor de las 10 de la mañana a la Fiscalía Especializada en Eventos Masivos y Espectáculos Deportivos a cargo de Celsa Ramírez donde se negaron a prestar declaraciones.

El VAR una vez más en la lupa

El polémico arbitraje liderado por Jorge Baliño (asistido por Diego Abal y Diego Ceballos en el VAR) llevó al enojo del plantel y cuerpo técnico de Patronato. Un gol anulado y una expulsión en el primer tiempo, un penal en contra (sancionado justo después del tanto invalidado a instancias del VAR que hubiera sido el 2-1 a favor) y un tiro libre polémico que derivó en la victoria de Barracas fueron los fallos desastrosos de la noche.

Una vez mas la tecnología lejos de mostrar avances en la justicia en el fútbol demuestra que es una herramienta mas bajo el manejo del error humano que en este caso fue demasiado evidente. Inclusive tanto los árbitros del partido, del VAR y el director de la formación arbitral Federico Beligoy insisten en que las decisiones estuvieron bien tomadas.

Barracas y Chiqui Tapia en el ojo de la tormenta

Barracas Central club del cual fue presidente Chiqui Tapia, actual presidente de AFA, subió dos categorías de manera escandalosa, con penales insólitos y con fallos arbitrales polémicos para llegar a primera hace un año. El duelo de anoche significaba un partido clave por los promedios, donde se dirimen dos descensos (hoy uno de esos dos lugares los ocupa Patronato) por lo cual las suspicacias sobre el manejo del arbitraje aumentan.

La mejor descripción de la noche la dio el técnico de Patronato, Facundo Sava «me dan ganas de llorar, irme a mi casa y no dirigir nunca mas en mi vida». Por su parte el presidente del Club de Entre Rios pedira una reunion con el presidente de la AFA por lo sucedido.

Lo cierto es que los hechos sucedidos anoche en Floresta lo único que hacen es reafirmar la crisis en la que esta el arbitraje inclusive con el uso de la tecnología, de los manejos espurios que existen alrededor de Barracas en cada uno de sus partidos y del bajisimo nivel en el cual esta el fútbol argentino en materia de competitividad y transparencia.

Noticias Relacionadas