miércoles, 24 abril 2024 - 15:39

FMI. ¿Por qué sigue aumentando la deuda?

Una noticia del Cronista Comercial del lunes 9 de noviembre devela una clave a la que generalmente no se le presta demasiada atención cuando se evalúa la deuda del país con el FMI. Allí se señala como, en una semana y a consecuencia de la incertidumbre que despertó en Estados Unidos la elección de Biden, creció en 500 millones de dólares aunque el volumen de la misma se mantuvo en el mismo nivel que cuando fue contraída por el gobierno de Macri. Esta deuda cuyo renegociación mañana evaluaría el ministro Guzmán con la misión oficial que llega a Buenos Aires el 10, encabezada por el Venezolano Cubedu.  En la misma nota se aclara que desde que Macri firmó con Cristine Lagarde el crédito, ya hemos pagado al Fondo bastante más de 2.000 millones de dólares de intereses.  Queda al desnudo no solamente la sujeción de la política económica del país a lo que determine el Fondo, además muestra la vigencia de la vieja consigna-denuncia de la izquierda: Cuanto más pagamos más debemos.  En dos palabras, estafa y saqueo.

Qué son los DEG

El Fondo mide los préstamos que hace en DEG, Derechos Especiales de Giro, activo de reserva del FMI. Este activo rige su cotización por una canasta de monedas integradas por el dólar, el yuan chino, la libra esterlina, el Euro y el yen japonés.  Según la evolución de estas monedas es lo que cotiza este papel.  Sucede que en la última semana el dólar se debilitó en relación al resto de las monedas de la canasta y entonces la cotización del DEG aumentó. Así en una semana pasamos a deber 500 millones de dólares más que una semana antes, o lo que es lo mismo 20.000 viviendas sociales de 60 metros cuadrados.

Ahora bien. Como vimos en un artículo anterior, la tendencia de la moneda norteamericana es a debilitarse, es decir en comparación con otras monedas mantendría una dinámica devaluatoria. Por lo tanto la deuda argentina continuaría aumentando. Al tiempo que continuamos pagando intereses cada vez más grandes en dólares ya que la tasa de interés del 4,9% que cobra el FMI por el préstamo,  se calcula con la cotización de los DEG. Es decir aumentan los intereses y la deuda en proporción directa al debilitamiento del dólar estadounidense.

Macri pagó y Alberto sigue pagando

Todo el discurso oficial del Frente de Todos, es que la negociación con el Fondo hará que se puedan patear los pagos de deuda tres años. Pero lo que se oculta es que desde la firma hasta hoy se continúa pagando intereses de ese crédito que como han reconocido hasta el propio Fondo no fue otra cosa que un aporte de campaña para Macri. Y que como demostró el Banco Central de la Republica alimentó la fuga de capitales del último periodo del gobierno de Cambiemos. 

Pero lo notable no es que Macri haya pagado los intereses de ese préstamo, lo realmente significativo es que Alberto, y su ministro empoderado Guzmán, continúen pagando intereses de un crédito que tienen que postergar su pago porque el país quedó agotado entre especulación y fuga. Pero sí  es notable que según los propios registros del FMI, el gobierno del Frente de Todos, haya pagado 1.000 millones de dólares en lo que va del 2020.

Todo esto es una razón más para abrir los ojos y asumir que nos están metiendo la mano en el bolsillo, esta deuda es una estafa pura y dura. Una deuda que no hay que pagar.

Noticias Relacionadas