lunes, 22 abril 2024 - 14:00

Entrevista a Invisibl3s. “Nosotres sentimos la desigualdad, el odio, y lo expresamos”

Entrevistamos a Ari Lorenzo, letrista-autore no binarie, en recitados, tambor, kazoo y baile de Invisibl3s para charlar sobre la banda, su relación con la lucha de la diversidad, la cultura y cómo ven la situación con el gobierno de Milei.

¿De dónde nace el deseo de crear Invisibl3s?

Yo venía de hacer activismo en la Feria de Mataderos y organizando una peña diversa. En esos momento solo con bailar con alguien de tu mismo género ya era motivo de recibir alguna frase fea o pataditas, en especial si bailaban dos personas que veían como masculinidades. Bebo venía de tocar temas del folclore tradicional y es de una familia de folcloristas, y Marce había tocado en un grupo de folclore también. O sea que éramos parte del folclore. Viene la pandemia y ahi con muches artistas empezamos a construir canciones con letras que hablaban de lo que nos pasaba y con Bebo empezamos a cebarnos y yo escribía compulsivamente. Por años y años no habíamos podido expresar lo que queríamos en nuestro idioma, que es el folclore, asi que salían una atrás de la otra y Bebo empezó a ponerles música. Y nos juntamos y nació con esa necesidad de poder decir lo que nos pasa desde nuestras identidades sexo-genéricas en tono de folclore peñero porque lo necesitábamos. Es lo que sentimos y además es lo que sentimos que nos faltó por tanto tiempo mientras íbamos creciendo.

Son los creadores de la canción oficial de las Marchas del Orgullo 2022 y 2023. ¿Cuál es para ustedes la relación entre arte y diversidad?

Sí, y también de la Marcha No Binarie. Nos parecía súper importante que la primera canción de una Marcha del Orgullo de acá fuera una chacarera, que es un ritmo muy popular: “La deuda es con nosotres”. La segunda fue una cumbia: “La cumbia del orgullo”. La relación entre nuestro arte y la diversidad es importante porque por mucho tiempo en el folclore había que ocultarse, disimular y hacer letras encriptadas. En algunos festivales le dicen “vuelo poético”. Nosotres queríamos decir lo que nos pasaba de manera directa, lo que vivimos y que se vea también, y por eso la ropa y la puesta en escena. Hacer esto nos llevó a amenazas, medios de comunicación masivos atacándonos, al típico comentario de “qué bien que suenan, pero esa ropa…”, al “esto no es folclore” y el recurrente “hay que darles rebencazos”. El arte es una forma de hacer llegar nuestros reclamos a más gente, de entrar en las casas, en los bailes y en la cultura popular contando lo que viven las personas trans y no binarias, las leyes que reclamamos, los vaciamientos que hacen a nuestros derechos y también de reconocer a les que dejaron su vida para tener esas leyes. Somos arte y diversidad, así que no podemos separarlas.

Para ustedes, ¿qué relación tienen la música y la política?

Esta tiene relación con la anterior, porque cuando hablamos de la diversidad, hablamos de la política. En mi idea, quizás utópica para muches, con el folclore podemos entrar en la construcción impuesta del “ser nacional” que se presenta como blanco y macho. Una construcción que no quiere decir que no somos parte, pero siempre estuvimos ahi. No somos “nuevo folclore” ni nada de eso. Si nos quieren invisibilizar o no nos quieren ver es su tema, pero siempre estuvimos acá. Creo que el folclore, al haber sido una pata utilizada por personajes conservadores para construir ese “ser nacional” exclusivo, también es nuestro poder para desde adentro implosionar ese “ser nacional” impuesto y asi ser una pata para lograr una igualdad real.

La política sabe del poder de la música y el poder también, y muchas veces presionan a les artistas, te cierran puertas si tenés opiniones diferentes y te van dejando sin laburo. Bueno, nosotres también sabemos el poder político que tiene la música y todas las artes. Y conscientes de ello, nos metemos a hablar de ciertos temas que se evitan. En folclore hablar de diversidad, hablar de separación de Iglesia y Estado, usar lenguaje inclusivo, o sea tocar el “ser nacional” es complicado. Quizás lo sea en todos los géneros musicales, pero nosotres vivimos en el folclore y lo vemos acá.

Se abren muchos frentes de lucha teniendo a un presidente como Milei, que busca avasallar todos los derechos. ¿Cómo se refleja este escenario en su música, en sus letras?

Obviamente que hay un ataque hacia les que dan su opinión, también hacia la diversidad y a todo lo popular. Nosotres hacemos música popular, decimos lo que pensamos y en el grupo hay una masculinidad trans y una persona no binaria, dos identidades que elles dicen que no existen. Tan sólo con subirnos a un escenario y contar, por medio de nuestras letras y baile que existimos, que nuestro promedio de vida es de 40 años, que nos expulsan de casa y escuelas de niñez, que necesitamos una ESI no binaria. Eso lo reflejamos en cada letra, recitado, ropa y grito. Estamos en un contexto en que nos quieren eliminar el INADI, la Defensoría del Público, que nos defendía muchas veces de los ataques en los medios; recortar y reducir las Defensorías LGBT, eliminan la palabra cuerpos gestantes cada vez que nombran la IVE, prohibir el lenguaje inclusivo que es nuestra forma de nombrarnos… Nos dicen que basarán la ESI en la biología y muchas cosas más, y aun así escuchamos frases como “¿Qué derechos les sacaron?”.

Para muches de nosotres la democracia llegó mucho después porque las torturas con picanas en comisarías a personas trans y no binarias siguieron por años, al igual que las contravenciones por ser. Y muches dieron la vida por nuestros derechos y somos concientes de ello, así que vamos a defenderlos desde donde estemos y siempre yendo por más.

¿Cómo surge la elección de expresar sus letras a través del folclore?

Somos folclore y es nuestra forma de ver al mundo. Era necesario para nosotres poder ser desde quienes somos. Y además, algunes presidentes regularon, blanquearon y estandarizaron el folclore para crear una idea de este pueblo que les convenia a sus intereses. También el pueblo usó el folclore para expresar la lucha docente, el hambre, la desigualdad y hasta para cuestionar a Dios como hizo Atahualpa. Todo bien con el folclore paisajista, me gusta también. Pero amo y siento el folclore de protesta, el que cuestiona desde la raíz y ataca al poder y lo desestabiliza. Es la resistencia de nuestros pueblos originarios, de nuestres afrodecendientes, ¿y por qué no puede ser también la voz de la diversidad?

En el video de su última canción, “El gatito mimoso”, se ven imágenes de la lucha contra la Ley Ómnibus. Ustedes fueron parte del festivalazo cultural de Unidxs por la Cultura. ¿Por qué es importante que los artistas expresen su posicionamiento político?

Un festival increíble, en un contexto de represión horrible. No voy a hablar en nombre de les artistas, pero nosotres nos posicionamos porque lo sentimos y en un punto creemos que todes lo hacen por acción u omisión. Pero se posicionan también por elegir dónde tocar. En mi opinión, yo tocaría en todos los lugares posibles, pero siempre diciendo lo que siento, ya que quiero llegarle a la gente que no piensa como yo y que cambie algo. Si sólo nos hablamos a nosotres quizás sólo recibamos aplausos, pero no sé si yendo a esa igualdad real que anhelo. Obviamente que como persona del under por momentos pienso que si tres artistas famosos quieren, pueden cambiar muchas cosas. Pero no vivo su realidad y no sé qué presiones reciben o en qué momento de sus vidas están. Además no quiero dar la pelea de artistas contra artistas porque es la que nos quieren hacer jugar para que no nos peleemos con el poder real. Nosotres nos posicionamos y no de guapes. Claro que tenemos miedo, pero lo enfrentamos y nos expresamos y no nos callamos. Es nuestra forma de expresar nuestra arte.

Más allá de sus letras y música, ustedes son una banda que le pone el cuerpo a las luchas sociales ¿Es esencial como artistas o es algo que no tiene porqué ir de la mano?

En mi caso sí, pero no significa que alguien que no pone el cuerpo no sea artista. El arte es la expresión de lo que se siente. Nosotres sentimos la desigualdad, el odio que recibimos, sentimos el sufrimiento de la gente y lo expresamos. También somos un grupo de marchas, nuestro primer show fue en la marcha por un año sin Tehuel y tocamos en más de 20 marchas del Orgullo, huelga del clima y marchas por la tierra. Nacimos y somos la calle. Hemos tocado más en la calle que en lugares cerrados, así que para nosotres sí es esencial.

Muchas gracias, Ari, por las respuestas, por la lucha y por el tiempo.

Muchas gracias a ustedes por la nota. Es muy importante porque generalmente a la diversidad nos llaman sólo en dos fechas, en junio por el Día internacional del Orgullo y en noviembre por la Marcha, como si no fuéramos personas de esta sociedad y no pudiéramos hablar de otros temas. O nos llaman para notas coloridas. Nuestros colores son celebración y alegría, pero también son revolución.

Entrevista realizada por Pedro Pallero

Noticias Relacionadas