lunes, 15 julio 2024 - 18:35

Córdoba. Segunda ola en ciernes y despidos masivos en salud

El 31 de marzo por la noche, a través de los delegados y activistas, por los grupos de Whatsapp de los hospitales empezó a llegar la noticia. Decenas de compañeras y compañeros a quienes se les notificó la rescisión de contratos en varios hospitales de la provincia: el de Niños, Córdoba, Misericordia y seguían llegando los mensajes. Actualmente conocemos más de 70 casos pero no descartamos que siga subiendo ese número. Muchos de ellos son compañeros y compañeras con años de servicio en la salud pública.

El 1 de abril por la mañana convocamos a una reunión urgente de la Multisectorial de Salud que integramos desde UTS y otros gremios y colectivos de salud. Allí resolvimos impulsar un paro de 24hs el jueves 8 de abril.  Será con asistencia a los lugares de trabajo, se asegurará las guardias mínimas, pero afectará consultorios y prácticas programadas.

El lunes 5, a las 8.30 horas convocamos a una conferencia de prensa en el Consejo de Médicos de la Provincia de Córdoba (Mendoza 251) para informar más detalles de las próximas medidas.Y el mismo lunes se realizarán asambleas a las 10hs en el Hospital de Niños, a las 12hs en el Hospital Córdoba y en toda la provincia para definir la continuidad y profundización de las medidas de fuerza.

Así, las autoridades rompen unilateralmente la mesa de discusión a la que habíamos logrado arribar. Ya venían incumpliendo los compromisos de realizar una nueva reunión para avanzar en resolver algunos de los graves problemas que venimos denunciando, especialmente el grave atraso salarial. Por eso a partir de este lunes ya estaban convocadas las asambleas para retomar las medidas de lucha. Sin embargo el gobierno, en lugar de sostener el diálogo que trabajosamente se había constituido con la Multisectorial, no sólo no da respuesta a las problemáticas que hace meses estamos planteando sino que monta esta verdadera provocación contra las y los esenciales. Esta decisión además incumple el DNU nacional que impide los despidos mientras dure la emergencia sanitaria.

Parece el reino del revés: con un crecimiento constante de los casos de COVID-19 y ya entrando en laa segunda ola, en vez de fortalecer el sistema de salud pública, recortan personal.

Así como en 2020 arrancamos con lucha y un alto nivel de movilización los bonos con que el gobierno intentó poner un parche a los bajos salarios, una vez más volveremos a las medidas de fuerza para exigir que retroceda en este verdadero atropello.

Y somos claros, a la vez vamos a seguir reclamando el fin de la precarización que habilita estos despidos arbitrarios y una urgente recomposición salarial que jerarquice nuestra tarea.

Gastón Vacchiani

Secretario General UTS

Coordinador ANCLA Córdoba

Noticias Relacionadas