lunes, 26 febrero 2024 - 00:50

Bahía Blanca. Récord en derrames de petróleo.

La empresa Oiltanking en Bahía Blanca ya ocasionó 3 derrames de petróleo en  poco tiempo. Por supuesto la misma se desentiende y el gobierno deja hacer, una planificación contaminante que estaría ubicada en uno de los impactos ambientales más grandes.

Efectivamente en Bahía Blanca se acaba de  producir uno de los mayores impactos ambientales con crudo en el ecosistema del estuario de la Bahía de los que se conocen. Se trata del tercer desastre natural de este tipo provocado por la misma firma en Bahía Blanca.

El primer derrame, unos de los peores registrados en la ciudad, fue el 27 de diciembre. En aquella oportunidad se informó que el problema sucedió por una mala maniobra en el amarre de un buque. Por ese derrame de diciembre, los municipios de Bahía Blanca y Coronel Rosales presentaron una denuncia penal contra la firma Oiltanking Ebytem S.A. Terminal Marítima Puerto Rosales. Aseguran que la empresa no comunicó a tiempo el inconveniente ni activó debidamente el Plan de Contingencias previsto para estos casos.

Tras el primer episodio, la compañía que opera un oleoducto en esta región desde 2008 inició un plan de remediación auditado por el Ministerio de Ambiente de la Provincia de Buenos Aires que no sirvió para nada, porque la empresa y las autoridades no actuaron hasta pasadas las 15 horas del día siguiente, lo que agravó las consecuencias y extensión de la mancha de petróleo. Esto demuestra nuevamente que la falta de prevención y contención de la explotación petrolera en el agua en general, y no reaccionar a tiempo ante un accidente provocan daños que pueden ser irreparables. 

La expansión de la mancha afectó a la Reserva Natural Provincial Bahía Blanca, Bahía Falsa y Bahía Verde, que protege uno de los sistemas de islas, canales de marea, intermareales fangosos y marismas más importantes del litoral argentino; aunque se desconocen las cantidades de petróleo derramado y los impactos que esto generaría, ya que no  los hicieron público.

Una práctica que se repite

El director de la Estación de Rescate de Fauna Marina, Guillermo «Indio» Fidalgo, había explicado el pasado 4 de enero a medios locales cómo se descubrió la segunda mancha: «Realizando un segundo vuelo junto a especialistas del Departamento de Áreas Protegidas provincial, priorizando la parte del primer derrame, y al extender el mismo hasta la isla Trinidad y Mar Abierto, se descubrió una mancha aún más grande, en el canal Laborde, que se extiende hacia el Oeste de la isla Bermejo hasta el Canal principal».

Hoy 17 de enero se dio a conocer un nuevo derrame de petróleo en el estuario de Bahía Blanca y Coronel Rosales. Se produjo esta madrugada y encendió la alarma. El hecho sucedió a las 4 de la mañana en una monoboya ubicada en la zona de Punta Cigüeña. Según la petrolera, esta vez se actuó con mayor velocidad para contener la fuga, que se detectó a las 5:30 horas, durante la operación de descarga del buque tanque “San Matías”, por lo que “se activó el Plan de Contingencias para Derrames de Hidrocarburos en el Agua (Plancon) mediante aviso a Prefectura Naval Argentina (PNA), Distrito Bahía Blanca. Percibida la fuga, la que fue observada por personal de Oiltanking a bordo, se dispuso la inmediata interrupción de la operación”, señalaron desde la empresa

De acuerdo con la información oficial, un elemento de medición de presión presentó una falla, lo que generó una fuga que fue observada por personal de la empresa a bordo y que obligó a trabajos de “contención, control y retirado total de la mancha”.

Quién es Oiltanking

Oiltanking es una filial del holding alemán Marquard & Bahls AG, que también tiene actividad en Brasil, México, Colombia, Perú y Panamá, y actualmente opera un oleoducto que transporta petróleo crudo desde el Puerto Rosales (Punta Alta) hasta Bahía Blanca.

Una  realidad que preocupa

El supuesto Plan de Contingencias para derrames de hidrocarburos en el agua se activó 90 minutos después, aproximadamente a las 5:30 de la madrugada. 90 minutos en lo que el petróleo se extendió afectando al estuario. Si no fuera por la organizaciones locales y la población que informan este tipo de problemas ambientales, quedarían ocultos por las empresas del Complejo del Polo Petroquímico, la Gestión del Puerto de Bahía Blanca, el Estado municipal de UxP y los medios de comunicación. De hecho si el primer derrame no se hubiera difundido por un video en redes sociales, no nos hubiéramos enterado.

Las soluciones no son más que falsas soluciones que les permiten seguir operando sin control, con infraestructura antigua y especulado con la ampliación del Polo Petroquímico. ¡Queremos nuestras aguas sin petróleo! Seguiremos denunciando una y otra vez estas políticas que el DNU y la Ley Ómnibus pretenden legitimar. ¡No hay planeta B! Rechazamos las falsas soluciones, fuera Oiltanking de Bahía Blanca.

*Fotos del primer derrame. Hecho por: Observatorio de Sismicidad Inducida.

Red Ecosocialista Bahia Blanca

Noticias Relacionadas