viernes, 19 julio 2024 - 09:36

12 de mayo. Día Internacional de la Enfermería

La fecha finalmente, es anécdota histórica. En su día internacional, este sector del equipo de salud, reclama, se mueve y organiza. El pueblo las y los respalda. El poder posterga y discrimina. Crecen la indignación y la conciencia. La Enfermería se va empoderando.

La fecha es internacional y como tal, podemos arrancar por dar datos contundentes de la situación de este colectivo en pandemia:

• Más de 300.000 enfermeras/os contagiados de COVID.

• Cerca de 10.000 fallecidos en todo el mundo

• La vacunación no se completó en este sector clave del equipo de salud.

• Siguen las denuncias de faltantes de EPP y obviamente contra condiciones laborales paupérrimas.

• Cada hora que pasa muere una enfermera/o por COVID en el mundo.

Las cifras son escalofriantes porque el panorama es dramático. La agenda global de todos los gobiernos frente a la pandemia tiene diferencias de matices en algunos casos. Pero de conjunto, todos aseguran con una especie de blindaje político los negocios de laboratorios y farmacéuticas, y en el caso de países como el nuestro, la prioridad del FMI que saquea recursos en semejante situación. Objetivamente, la movilización de los esenciales, cuestiona todo ese andamiaje. Por eso en la actualidad, son un sector de avanzada en la clase trabajadora de todo el mundo peleando contra la pandemia estructural que tiene nuestra sociedad: el modelo capitalista y sus guardianes políticos y sindicales.

En el país todos los gobiernos, en CABA los enemigos de la enfermería

Si repasamos la realidad nacional de este eslabón clave y a la vez, postergado del personal de salud, uno encuentra aberraciones. Salarios cercanos a la indigencia y todos por debajo de la canasta de pobreza. Pluriempleo, violencia laboral machista (en un colectivo mayoritariamente de trabajadoras) y falta de reconocimiento profesional. El marketing electoral los menciona como “esenciales”, pero las políticas públicas de todos los gobiernos los tratan como descartables. El sistema de salud, sin ellas y ellos, es insostenible. Sin embargo, cuando se habla de la “saturación sanitaria”, pareciera que se discute de aparatología y edificios, y no de lo fundamental: la Enfermería que es la Primera Línea, la vanguardia anti-COVID. En CABA, directamente cristalizó un verdadero régimen de poder opresivo y explotador:

•La casta privilegiada de la Asociación de Médicos Municipales (AMM), que monopoliza la gestión de los hospitales y es oficialista del gobierno que haya.

• La burocracia de SUTECBA que pacta con AMM y el gobierno de Cambiemos para bloquear el Reconocimiento de la Enfermería.

• Por supuesto Larreta y su ministro Quirós, que ahorran presupuesto con la precarización de todo ese colectivo y de paso favorecen al empresariado de la salud privada regulando a la baja el costo de la mano de obra para clínicas y sanatorios.

Todo este circuito siniestro es el muro que la Enfermería tiene que voltear para ganar todos sus derechos.

Jornada de Lucha: Las antorchas y el fuego de la Primera Línea

La contracara de todo ese cuadro de situación es la nueva generación de enfermeras y enfermeros que toman conciencia, se organizan y construyen un nuevo sindicalismo desde cada hospital. El proceso tiene expresiones en distintos lugares del país, pero en CABA en particular, desde el año pasado adoptó la forma de un sindicato independiente para la Enfermería: la ALE como herramienta combativa y democrática de todo el colectivo. En cada lugar de trabajo, en cada servicio se juega una disputa de fondo: quebrar el modelo médico hegemónico e imponer los reclamos por los que lucha este sector. Para que la indignación -legítima- no se evapore, es fundamental construir organización sindical. Eso está cristalizando poco a poco en la ALE, como referencia de lucha en la capital del país. Este 12 de mayo, por salario inicial igual a la canasta familiar, por licencias, dotación de personal y contra toda precarización, por Reconocimiento Profesional y Laboral, la Enfermería con ALE a la cabeza se planta con el
fuego de la Primera Línea: Jornada de Lucha, con paro, Carpazo en Congreso y Marcha de Antorchas con toda la Comunidad a Plaza de Mayo. Son las y los imprescindibles. Orgullosamente trabajadores de la salud.

Noticias Relacionadas